Lo que debes saber antes de comprar un seguro de coche

Conducir cualquier tipo de vehículo, sea este a motor o no, implica una responsabilidad inherente a esta acción. Y en el caso de los automóviles, esto se hace aun más evidente, toda vez que casi la totalidad de las legislaciones a nivel mundial exigen a los conductores, la contratación obligatoria de una póliza de seguro que ampare los riesgos originados por dicha conducción, previendo de esta forma, los daños causados en accidentes.

Y más allá, de la póliza obligatoria, existen complementos adicionales que muchas personas optan por contratar con su compañía de seguros, como lo puede ser las indemnizaciones a terceras personas involucradas en accidentes provocados por los contratantes, seguro de daños al propio vehículo o al de los otros, o incluso a afectaciones a los ocupantes del automóvil que se conduce (seguros de vida).

Sin embargo, nadie dice que es económico adquirir una póliza de seguros de vehículos, por ello, en esta ocasión quisiera pasarte algunos tips, para ahorrar y aprovechar de la mejor manera posible las posibilidades que se te presentan al momento de adquirir una póliza. Asi que con lápiz y papel empieza a tomar notas.

Compara

Ya no es necesario que visites personalmente las oficinas de las compañías aseguradoras para conocer los presupuestos que ofrecen a tus demandas. Todo se encuentra a un clic de distancia. Basta con indagar en los portales de dichas empresas, e incluso existen páginas dedicadas exclusivamente a establecer comparaciones de precios para seguros de coches.

Exige

Uno de los mayores errores que comete el contratante, es luego de adquirida la póliza, mantenerse fiel a una compañía pese a que ya no ofrezca tantos beneficios como antes o incluso como la competencia. Si ya has establecido una justa comparación, antes de cambiarte de aseguradora, exige a la tuya mejoras, probablemente obtengas algunas ventajas, por ser cliente leal.

Precisa

No se trata aquí, de conformarte con la póliza básica, sino más bien de contratar solo las coberturas que creas necesarias, en base a tu forma de conducción y los riesgos más comunes a los cuales te expones donde conduces frecuentemente.

Crea una reputación

Debes saber que muchas aseguradoras ofrecen mejores precios a aquellos conductores con mejor reputación, escases de multas y ausencia de accidentes en un tiempo estipulado.

Comments are closed.